El skate es un deporte, una forma de arte, un estilo de vida y una cultura que también crea amistades entre personas de diferentes orígenes (sociales y culturales). Con más de 100 millones de patinadores activos (estimados), el skate se está convirtiendo gradualmente en uno de los pasatiempos más populares compartidos por personas de todo el mundo. Contrariamente a lo que la mayoría de las personas y los padres piensan, aparte de ropa, zapatos, actitud y trucos que desafían la gravedad, el skate ofrece algunos beneficios increíbles para la mente y el cuerpo. La mejor parte de este deporte es la comodidad de practicarlo en cualquier lugar; se puede realizar en interiores o al aire libre, y en espacios grandes o pequeñas áreas confinadas.

«El skateboarding reúne a personas de diferentes orígenes y estados económicos.»

el Skateboarding se inicia con más fracasos antes de finalmente hacer la gestión a caballo por la calle o incluso haciendo un truco elemental. Luego, después de darle al proceso de aprendizaje algo de aceptación y tiempo, eventualmente se realizan mejoras al darse cuenta de que no es una vergüenza fallar, es incluso un error más grande no intentarlo. Creo que, en primer lugar, el skateboarding nos está enseñando habilidades a largo plazo para la vida, como la responsabilidad, junto con las habilidades de «superación personal» y resolución de problemas, que son pilares importantes para que la base pueda empoderarse. Por lo tanto, para la mayoría de los patinadores, el patinaje es mucho más que un deporte, es una fuente de inspiración, una herramienta para el autoempoderamiento que nos enseña «lecciones de vida en un juguete de madera»:

  • El Skate enseña Compromiso: Al igual que las artes marciales, las habilidades y los fundamentos del skate deben aprenderse y dominarse con el tiempo con práctica y paciencia (a diferencia de la gratificación instantánea proporcionada por la televisión y los videojuegos).
  • El skateboarding enseña responsabilidad: El skateboarding proporciona una oportunidad perfecta para que un joven tome riesgos calculados en un entorno controlado, con consecuencias muy reales e inmediatas si las maniobras no se ejecutan correctamente.
  • El skateboarding fomenta la valentía: Este es otro beneficio increíble del skateboarding que no muchos deportes ofrecen. El miedo más grande mientras patinas es perder el control mientras haces una acrobacia. Por lo tanto, cada acrobacia requiere innumerables horas de práctica para que el skater pueda realizar incluso las acrobacias más complejas con una mente clara y enfocada. Esta capacidad de no rendirse y tener una mente tranquila y enfocada puede resultar extremadamente beneficiosa en la vida real (y en escenarios de emergencia).
  • El skate fomenta la confianza: A través de practicar trucos muchas veces y, finalmente, hacerlo después de un tiempo y dedicación, sentirás que no hay nada difícil para ti, y puedes hacer & probar cualquier cosa (en la vida).
  • El skate fomenta las Habilidades Sociales y los Amigos: El skate es un deporte social, de hecho. Es muy divertido para un grupo de personas hacer lo mismo que todos aman. Y puedes obtener ayuda y consejos de otras personas sobre cómo patinar mejor. Y puedes aprender a comunicarte con los demás y a hacer amigos con los demás. Para los niños introvertidos, el monopatín es una actividad social muy útil para ayudarlos a salir y hacer amistades
  • El monopatín ayuda a aliviar el estrés: Se considera que cualquier actividad física es buena para aliviar el estrés. El monopatín puede ayudarte a dejar de pensar en las cosas. Alternativamente, también puede ayudarlo a pensar con claridad sobre las cosas. El skateboarding parece poner las cosas en perspectiva y te permite sentir que tienes más control de otros aspectos de tu vida.
  • El Skate fomenta la Salud en General: Al igual que con todas las formas de ejercicio físico, el monopatín puede reducir o eliminar el riesgo de muchos problemas de salud, como presión arterial alta, diabetes y obesidad
  • El monopatín mejora la Coordinación y el equilibrio: El monopatín implica mucha coordinación entre los ojos, las piernas, los pies y los brazos. Cuanto más patines, mejor lo lograrás. La precisión y la coordinación se utilizan a lo largo de toda tu vida, ya sea que patines o no. Al mejorar estos rasgos, mejorarás tu capacidad para hacer todo tipo de cosas diferentes, desde conducir hasta escalar y realizar tareas múltiples.
  • El skate enseña Determinación: Moretones y protuberancias. Raspaduras y cicatrices. Dolores y molestias. Todos son parte del skate. Y como amamos tanto el skate, estamos dispuestos a aceptar el abuso. La diversión y la emoción del patinaje es mucho mayor que el dolor que conlleva. La mayoría de las lesiones pequeñas desaparecen. Olvídate de ellos. Pero nunca olvidarás tu primer kickflip, tu primer drop-in o tu primer pasamanos. Así que seguimos con los golpes. Y esos golpes se vuelven más fáciles de tratar cada vez. Nos caemos. Nos levantamos. Lo intentamos de nuevo con aún más determinación.
  • El skate anima a deshacerse de los malos hábitos: Hoy en día, muchas personas tienen malos hábitos de permanecer en interiores durante todo el día, seguir jugando teléfonos inteligentes o videojuegos, o más. Sin embargo, cuando recojas tu patineta, esas cosas ya no te molestarán.

El skate fomenta el Auto-Empoderamiento & Desarrollo de Habilidades (Sociales)

Porque el monopatín se puede practicar solo también como actividad grupal. Al experimentar el skate juntos, somos capaces de construir relaciones interpersonales sólidas. En el camino, en nuestros viajes a diferentes lugares y parques de patinaje, conoceremos personas con ideas afines que comparten la misma pasión (y a menudo también los mismos valores) que nosotros. Más que un vínculo solo en el entrenamiento, desarrollamos conexiones emocionales profundas con otros profesionales que llamamos amigos y amigos. A pesar de todos los peligros asociados, el skateboarding hace maravillas para el cuerpo y la mente a largo plazo. Los patinadores necesitan estar enfocados y alertas, especialmente en un entorno de parque de skate, para mantener el equilibrio y realizar las maniobras que realizan.

En los parques de skate, los patinadores mayores tienden a cuidar a los patinadores más jóvenes. Ofrecen consejos, los ayudan cuando se caen y estarán a la altura de la ocasión cuando tengan la oportunidad de dar un ejemplo positivo o guiar a un patinador más joven. Un parque de patinetas es un lugar donde los patinadores se reúnen y disfrutan del espacio, la camaradería y la emoción física de montar a caballo. Un lugar al aire libre, abierto y altamente visible, como la mayoría de los parques de patinetas, no es el lugar para intimidar a los niños, consumir drogas o ser una molestia. Los patinadores están allí por una razón, y generalmente son muy buenos para vigilarse mutuamente sobre el comportamiento que interfiere con su disfrute del parque. Los parques de patinaje, donde los patinadores tienen problemas con los usuarios de drogas que no patinan y los delincuentes que aparecen, generalmente se encuentran en áreas aisladas, donde la supervisión informal es poco frecuente o no existe. Es una situación desafortunada, pero es una que sufren los patinadores, en lugar de crearse a sí mismos. Es importante que el skatepark esté ubicado en algún lugar de la comunidad donde haya un amplio tráfico peatonal. Esto evita que las personas se aprovechen de la audiencia del parque de patinetas cautivo.

Un parque de patinetas o parque público bien construido y bien ubicado, que refleja las necesidades de los jóvenes y patinadores locales, es un hervidero de actividad física creativa, un lugar donde niños y adultos que disfrutan del patinaje se reúnen y se centran en su deporte en un entorno inherentemente positivo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.